Articulos

El Purgatorio segun el Catecismo

El Catecismo de la Iglesia Catolica habla clara y expresamente sobre el Purgatorio. Reproducimos a continuación los principales segmentos que refieren la postura de nuestra Iglesia sobre tan importante aspecto del Plan de Dios.

 

 

III La purificación final o Purgatorio

 

 

1030 Los que mueren en la gracia y en la amistad de Dios, pero imperfectamente purificados, aunque están seguros de su eterna salvación, sufren después de su muerte una purificación, a fin de obtener la santidad necesaria para entrar en la alegría del cielo.

 

1031 La Iglesia llama Purgatorio a esta purificación final de los elegidos que es completamente distinta del castigo de los condenados. La Iglesia ha formulado la doctrina de la fe relativa al Purgatorio sobre todo en los Concilios de Florencia (cf. DS 1304) y de Trento (cf. DS 1820: 1580). La tradición de la Iglesia, haciendo referencia a ciertos textos de la Escritura (por ejemplo 1 Co 3, 15; 1 P 1, 7) habla de un fuego purificador:

Respecto a ciertas faltas ligeras, es necesario creer que, antes del juicio, existe un fuego purificador, según lo que afirma Aquél que es la Verdad, al decir que si alguno ha pronunciado una blasfemia contra el Espíritu Santo, esto no le será perdonado ni en este siglo, ni en el futuro (Mt 12, 31). En esta frase podemos entender que algunas faltas pueden ser perdonadas en este siglo, pero otras en el siglo futuro (San Gregorio Magno, dial. 4, 39).

 

1032 Esta enseñanza se apoya también en la práctica de la oración por los difuntos, de la que ya habla la Escritura: "Por eso mandó [Judas Macabeo] hacer este sacrificio expiatorio en favor de los muertos, para que quedaran liberados del pecado" (2 M 12, 46). Desde los primeros tiempos, la Iglesia ha honrado la memoria de los difuntos y ha ofrecido sufragios en su favor, en particular el sacrificio eucarístico (cf. DS 856), para que, una vez purificados, puedan llegar a la visión beatífica de Dios. La Iglesia también recomienda las limosnas, las indulgencias y las obras de penitencia en favor de los difuntos:
Llevémosles socorros y hagamos su conmemoración. Si los hijos de Job fueron purificados por el sacrificio de su Padre (cf. Jb 1, 5), ¿por qué habríamos de dudar de que nuestras ofrendas por los muertos les lleven un cierto consuelo? No dudemos, pues, en socorrer a los que han partido y en ofrecer nuestras plegarias por ellos (San Juan Crisóstomo, hom. in 1 Cor 41, 5).


Comentarios

12/03/2013 22:27:41 | maria isabel cuautle pineda dijo:
QUE DIOS MANDE SU ESPÍRITU SANTO SOBRE TODOS LOS SACERDOTES,QUE ILUMINE SU ENTENDIMIENTO PARA QUE SE HABLE DEL TEMA A TODOS LOS SERES HUMANOS YA QUE DE NO HACERLO ESTÁN NEGANDO UN DOGMA DE FE,SI SE ABLARA MAS DE ESTO MUCHAS ALMAS ENDERESARIAN SU CAMINO
17/05/2010 13:47:19 | josé félix magaña de Paz dijo:
17/05/10 Dede pequeño siempre me ha impactado mucho el purgatorio, pero en aquella época se mencimaba al limbo, que era un sitio para todoas las almas que no llegaban a nacer, pero no se si continua esta ceencia, les agradecería me aclaren esta cuestiÃ
11/03/2009 14:55:32 | Lorena Lang dijo:
Es tan cierto que existe el Purgatorio , como existe el Cielo y el Infierno....¿Que pasa con nusetros sacerdotes que no hablan de ello?Pero seria muy bueno que esto sucediese, por wel bien de creyentes e incredsulos
21/12/2008 01:04:34 | oscar schmidt dijo:
Es fundamental la enseñanza de la Iglesia, a traves del Catecismo oficial, para responder a algunas personas que estando en error, niegan o dudan sobre la existencia del Purgatorio, y mas grave aun, dudan de la existencia misma del infierno. Cielo, Purga




Enviar este artículo a un amigo:

E-mail de mi amigo:

Mi e-mail:
  

copyright 2007 . Benditas Almas del Purgatorio . todos los derechos reservados . contacto . quienes somos .